Proceso de trabajo

1. Visita sin compromiso

El primer paso será conocernos para entender y recoger tus necesidades concretas e inquietudes particulares. Recogemos tus necesidades funcionales y gustos personales. Estudiamos toda la casuística de la obra y te damos una primera orientación y un presupuesto estimado sin compromiso que te permitirá conocer la magnitud de tu inversión.

2. Optimización de ideas

Aceptado nuestro presupuesto, analizaremos tus necesidades más a fondo, tomaremos medidas precisas y te aportaremos las soluciones más óptimas para cubrirlas: esto que llamamos anteproyecto, lo materializamos en planos de distribución interior, croquis, fotos de materiales y acabados para trasmitirte la personalidad del espacio que hemos diseñado. Con un costo muy asequible, podrás saber todas las posibilidades que tienes y visualizar tu nuevo espacio.

3. Definición de proyecto

Si decides seguir adelante, avanzamos con la definición del proyecto, definiendo con precisión todos los planos de instalaciones y acabados. También gestionamos todos los trámites ante la administración y los colegios profesionales en el caso de que fuera necesario. Y elaboramos un presupuesto de ejecución definitivo, que te permitirá incluso comparar con otras empresas.

4. Llave en mano

Si buscas no tener que preocuparte por nada, nosotros nos encargamos de gestionar todas las fases de tu reforma, incluida la gestión de equipos, industriales y compra de materiales. Con todas las garantías de una gran empresa constructora y el trato personalizado de un profesional a pie de obra. Coordinamos todos los procesos y llevamos a cabo la ejecución de las obra con nuestro propio equipo.